Ponencia: Salud mental infantil y juvenil en el sistema de protección y recaudación

El pasado 29 de noviembre de 2017, Bernardo Ortín realizó una conferencia en la Jornada Conmemorativa del Día Internacional de la Infancia. Evento organizado por el Sindic de Greuges de la Comunidad Valenciana. La ponencia aborda el tema de Salud mental infantil y juvenil en el sistema de Protección y Reeducación. Os adjuntamos el link de la conferencia y el texto completo.

 

JORNADA CONMEMORATIVA DÍA INTERNACIONAL DE LA INFANCIA 2017
ATENCIÓN A LA SALUD MENTAL INFANTO ADOLESCENTE
Promueve y organiza Síndic de Greuges de la Comunidad Valenciana
Conferencia Salud mental infanto - adolescente y protección a la infancia en la comunitat valenciana.
A cargo de D. Bernardo ortín pérez. Doctor en Filosofía y C.E.
Experto en orientación pedagógica, formación, asesoramiento y supervisión de profesionales y organizaciones.
Presenta Ángel Luna González. Adjunto primero del Síndic de Greuges
Lugar, fecha y hora Alicante. 29 de noviembre de 2017. 11h45´a 12h45’

ÍNDICE
Introducción: Garantizar el regreso a casa
1.- Justicia y disciplinas del comportamiento. El tránsito de la biografía al caso
2.- La dimensión filosófica y educativa del síntoma
3.- Cosificación, reificación, nominalización
4.- Diversificar las propuestas de trabajo:
4.1. Prevenir la inadaptación: el amor y sus tiempos
4.2. Analizar la estructura de la experiencia subjetiva
4.3. Mejorar la salud de los atendidos
4.4. Estimular el juego
4.5. Propiciar el movimiento, actividad física y deporte
4.6. Practicar las Artes Marciales
4.7. Mantener contacto con la Naturaleza
4.8. Explorar la dimensión psicogenealógica
4.9. Practicar el arte en sus distintas modalidades
4.10. Abordar la educación desde una perspectiva múltiple
4.11. Emplear los recursos de la medicina y la farmacología
Exoducción: Necesidad de seguimiento, supervisión y formación de profesionales
Anexo I. Descripción de las variables subjetivas en la adaptación social
Anexo II. Exploración psicogenealógica
Anexo III. Exploración de tres instancias vinculadas al síntoma
Notas y referencias bibliográficas

INTRODUCCIÓN
GARANTIZAR EL REGRESO A CASA

Un conocido cuento relata la historia de unos niños que se adentraron en el bosque y pusieron migas de pan para poder encontrar el camino de vuelta a casa. Los pajaritos se comieron el rastro y los niños quedaron aislados sin poder volver. Otros niños, sin embargo, aprendieron a poner piedrecitas blancas en el sendero para que los pájaros no pudieran comérselas y de ese modo lograron regresar.
(Hansel y Gretel)

Hay personas que tienen garantizada la vuelta a casa después de cada etapa de su viaje vital, pueden regresar a su cultura y marcos de referencia estables, lo que les ayuda a convertir las adversidades de la vida en aprendizajes significativos y profundos. Sin embargo, otras personas no pueden abordar correctamente su vida porque no disponen de herramientas que les permitan situarse en el mundo y volver a casa cuando lo deseen. De este modo quedan extraviados durante algunos períodos de su existencia y a veces se pierden en el bosque para siempre .
Esta es una metáfora de la inadaptación social. Mientras que hay niños con los bolsillos llenos de piedrecitas blancas, existe otra infancia que se siente perdida y sin rastros que seguir. Carecen de señales para poder volver a lugar seguro, ni presente ni pasado. Merodean asustados y hostiles por los bosques de la vida. Son los niños invisibles .
La seguridad para saber volver a casa depende en gran medida, del vínculo que podamos establecer con el clan al que pertenecemos: Uno sabe quién es por el abrazo del padre . En nuestra memoria más ancestral está registrado nuestro origen seminómada y esto apunta a la necesidad que tiene el niño de ser aceptado y tomado en brazos para afrontar la travesía por la selva o el desierto. Por eso el cachorro hará lo que sea para que los adultos lo tengan en cuenta y lo lleven consigo, porque se juega la vida.
Pero en ocasiones, el niño no es suficientemente atendido por sus progenitores en sus primeros años. A veces no recibe de modo suficiente la mirada que necesita para sentir que tiene un lugar en el sistema. El Síndrome de la Madre Muerta nos habla de este fenómeno y suele ocurrir cuando un dolor importante se introduce en la vida de los padres y estos dejan de estar disponibles para su hijo. Ciertos trastornos de inadaptación social y personal tienen como base este fenómeno.

1.- RELACIÓN ENTRE LA JUSTICIA Y LAS DISCIPLINAS DEL COMPORTAMIENTO.
O EL TRÁNSITO DE LA BIOGRAFÍA AL CASO
La aparición de la modernidad como fenómeno digno de análisis de los historiadores está ligada a la incapacidad que tienen los sistemas políticos para controlar a sus súbditos mediante la fuerza. Las relaciones humanas colectivas evolucionaron desde la coacción física al sometimiento psicológico. En un momento determinado, los gobiernos dejan de tener los efectivos coercitivos necesarios para ejercer el control y necesitan que cada ciudadano se autorregule por sí mismo. Se apela al psiquismo de los ciudadanos para que ejerzan el freno de su propio principio del deseo, en aras de la imposición del principio de la realidad. Una realidad elaborada y presentada desde el exterior al sujeto, desde el ámbito sistémico de la sociedad. Es la génesis de la corresponsabilidad política de todos los ciudadanos en las decisiones del Estado. La docilidad de cada sujeto es mucho más efectiva y rentable que el control institucional.
El interés por la subjetividad tiene su génesis en las investigaciones relacionadas con el control social. Cuando el Juez solicita el peritaje del especialista en comportamiento sobre el reo/paciente, lo que en realidad le pregunta es si cree que el sujeto puede volver a delinquir y cuál es su potencial de reincidencia y por tanto, si lo considera peligroso para las bases del pacto social.
En consecuencia, resulta esencial conocer el funcionamiento psíquico de las personas para lograr que se autorregulen. Éste es el principio del Panóptico , según el cual, las personas se comportan como se espera de ellas cuando se sienten observadas. El Panóptico debe ser entendido como un artefacto de búsqueda de la docilidad y podemos encontrar un antecedente de este concepto en las viejas mazmorras que contenían el símbolo del triángulo que enmarca un ojo divino y cuyo título decía: “Dios te ve”.
A finales del S. XVIII se inicia un espesa red de mediaciones de la justicia, policía, psiquiatría y medicina en la que lo banal será analizado desde el código de la administración, el periodismo cronista y la ciencia. Se establece un tránsito que va desde la biografía de la persona al caso, como fruto de la reducción de la persona al conjunto de sus carencias.
No obstante, debemos evitar el pensamiento determinista mediante el cual, la estructura social regula irremisiblemente al sujeto. Los nuevos escenarios de inserción y marginación social, generan nuevos campos de producción de sentido en los que el sujeto escapa del control y elabora sus propios mecanismos de construcción subjetiva. No debemos olvidar que las personas no sólo reciben la influencia de la realidad que les rodea sino que redefinen su sentido en el tipo de relación que mantienen con el mundo. Un diálogo permanente que sostiene su proceso de socialización .
La literatura, y en general las artes, ocupan el plano de lo que escapa a los grandes códigos reglados; la “fábula de la vida oscura”, los grados más bajos y persistentes de lo real. Lo ínfimo, lo que no se dice, lo que no merece gloria, lo infame (in fante es el que no habla). También lo más prohibido y escandaloso. La ficción reemplaza a lo fabuloso. Según el dispositivo de poder de Occidente que consiste en convertir lo cotidiano en discurso, la literatura, tal y como hoy la conocemos, se desplaza de lo épico a lo indecible cotidiano .
Con lo expuesto, podemos intentar una suerte de sistematización de este desplazamiento, sobre el que se asienta el análisis de la Identidad, concepto clave para que los modernos Jueces ejecuten su función. La impartición de Justicia se desplaza desde la comprobación de los hechos cometidos a la peligrosidad latente del infractor. Renovándose así la persistencia del criterio clásico: Se condena a la bruja, no por lo que ha hecho, sino por lo que es capaz de hacer.
También es cierto, y por la vía de la polaridad paradojal que, del campo de la psiquiatría han venido importantes innovaciones en el campo de la salud mental, quizá por ser un sector profesional sensible y vinculado al sufrimiento de los seres humanos.

2.- LA DIMENSIÓN FILOSÓFICA Y EDUCATIVA DEL SÍNTOMA
Además de ser un signo de desorden, el síntoma también nos remite a la intuición de la solución del problema.
Boeckhorst interpreta el síntoma desde cuatro aspectos distintos:
1. Como indicador de una solución ineficaz de un problema.
2. Como protector y estabilizador de las relaciones familiares, permitiendo por ejemplo frenar un conflicto relacional o desviar la atención de otras relaciones conflictivas en la familia. De esta forma, el portador del síntoma ayuda a otro miembro de la familia, que al principio queda en segundo plano.
3. Como modo para otorgar poder a su anfitrión, ya que consigue organizar las interacciones familiares sin que se le pueda hacer responsable de ello.
4. Como indicador de otros problemas de la familia.
Para Stephen Gilligan , el síntoma incluye tres aspectos:
1. Una experiencia sensorial y emocional de sufrimiento.
2. Referencias narrativas o cognitivas al respecto del sentido del sufrimiento.
3. Reacciones, comportamientos y movimientos corporales relacionados con la experiencia, tales como supresión o actuación violenta.
Según Milton Erickson el síntoma puede entenderse como una llamada a la totalidad perdida, una vuelta de la alienación a la adaptación. A la conexión con encuadres significativos para la persona.
Esto nos lleva a respetar el síntoma como indicador del proceso vital de su anfitrión. El comportamiento del síntoma nos hablará de los aprendizajes y procesos adaptativos o no, de la persona que lo manifiesta. En este sentido es interesante el debate que introduce el Sindic de Greuges de la Comunitat Valenciana, acerca de si los trastornos de conducta deben ser considerados o no como enfermedad mental o como resultante de procesos biográficos especialmente dañados .

3.- COSIFICACIÓN, REIFICACIÓN, NOMINALIZACIÓN
- Tiene usted el mal de Liberman.
- ¿Y es grave doctor?
- Aún no lo sabemos señor Liberman.
(Bernardo Ortín )

No siempre mantenemos una lectura abierta y fértil sobre los problemas. En este sentido, el peor efecto sociolingüístico de la Modernidad ha sido la Reificación : Esto es, convertir los procesos en cosas u objetos que se puedan manosear. Este proceso ha llevado a la depresión, la bipolaridad o el trastorno de alteración de la atención, a etiquetas del más alto nivel de implantación social.
-Doctor, este niño tiene inadaptación escolar
-¿Y la ha traido?
(Bernardo Ortín )
La etiqueta desplaza a su anfitrión y muchas veces lo sustituye. Lo que se aproxima a lo cierto o verdadero nunca es lineal ni de lectura unívoca, sino que suele tener un aspecto paradojal, una contradicción que completa las dos caras de la moneda. Esta contradicción suele ser sólo aparente y funciona más en el plano teórico que en el de la práctica profesional.
La valoración de los niños y jóvenes atendidos por los servicios especializados para su inserción social y familiar plantea esta paradoja. Por un lado, el mero análisis de los perfiles de problemática que los niños presentan puede llevarnos a una posición simplista que priorice los factores de control social e institucional sobre los jóvenes y relegue a segundo plano las verdaderas necesidades de éstos en su itinerario de inserción social. Por otro lado, no podemos renunciar a un diagnóstico funcional que oriente el futuro programa social y educativo que cada caso necesita.
El primer aspecto de la paradoja podemos situarlo en el avance social de los procesos de normalización y de las instituciones de tratamiento, entre ellas la escuela. Con esto se produce un efecto de incremento de tipificaciones de anormalidad relacionada con el objetivo de búsqueda de docilidad. Francine Muel realiza un sugestivo análisis al respecto:
Los primeros Congresos, a favor y defensa de la entonces llamada “Infancia Anormal” (1894) parten de una clasificación de trastornos mentales profundos ya existente y aportan un discurso médico y pedagógico que añade un conjunto de trastornos menos profundos :
• Retrasados (a no confundir con perezosos o ignorantes).
• Inestables: que no están en su sitio, no coordinan movimientos, no controlan instintos, tienen cóleras inexplicables y manifiestan “Desvergüenza muscular”.
• Por último, están los "Combinados: Retrasados- Inestables, etc."
Cabe recordar que en el discurso clásico, los trastornos Profundos, aptos para el manicomio, se reducen a Idiotas e Imbéciles. Estas clasificaciones se han ido complicando con el desarrollo de la tecnificación del diagnóstico. Las ciencias del comportamiento alcanzan actualmente niveles de finura en los que parece que nada escapa a su mirada (Panoptismo tecnológico).
El lenguaje crea realidad
(Marshall McLuhan)
En otro orden de cosas, en el siglo XIX existía la creencia de que los esclavos de los estados sureños de América padecían accesos de lo que se denominaba “Drapetomanía”. El principal síntoma de la “dolencia” era un deseo irresistible de huir (algo inexplicable, obviamente, para las autoridades médicas de la época y, por tanto, causado por algún proceso patológico. Drapeta es el término latino para nombrar a un esclavo huido). Otros síntomas eran el descuido en las tareas asignadas y la destrucción de herramientas. El empleo de alegaciones psiquiátricas para la detención y el tratamiento de disidentes políticos en ciertos regímenes es un ejemplo más reciente de medicina revestida de poder político. Quizás nuestra sociedad sea proclive a la nominomania, o el deseo irresistible de poner etiquetas a los estados de las personas.
Alguien pensará que esto son enfoques arcaicos ampliamente superados en la actualidad. Sin embargo, las perspectivas de aquella época se han complicado. El actual nivel de tecnificación del diagnóstico ha alcanzado las mayores cotas de nominalización del comportamiento. En modernos manuales de diagnóstico se apuntan estas nuevas dolencias :
 Tanatofobia: Miedo a la muerte
 Cinofobia: temor a los perros.
 Silurofobia: miedo a los gatos.
 Ergofobia: miedo al trabajo (epidémico los lunes por la mañana).
 Fobofobia: miedo al miedo (un círculo vicioso).
 Luculianismo: inclinación a comer bien.
 Baquismo: inclinación a beber bien (epidémica los sábados por la noche).
 Hedonía: definida en un reciente libro. como “trastorno de la conducta que se manifiesta en una necesidad incontrolable de satisfacer necesidades personales y de obtener una agradable sensación de satisfacción”. Nosotros consideramos que toda persona sana necesita este estado crónico, en el que sin duda influye el luculianismo y el baquismo.
 Yatrofobia: temor a los médicos (que esta lista puede haber despertado).
 Disponesis: no sentirse enfermo, pero tampoco bien del todo (el síndrome de no deberías quejarte).
 Hipergelontotropía: desarrollo excesivo del sentido del humor (todavía no es un estado clínico, ¡pero todo se andará!).
Últimamente, los medios de comunicación comentan un nuevo desorden denominado Vigorexia que aqueja a las personas aficionadas a acudir al gimnasio de un modo patológico. El círculo del Culturismo es grupo endémico en cuanto a esta patología.
Por su parte, muchos adolescentes de estos tiempos se enfrentan a la Cosmofobia, como resultado de haber crecido en ambientes hiperprotectores que les incapacitan para afrontar responsabilidades de la vida adulta. Su miedo al mundo tiene ya estatuto de malestar nominalizado.
La construcción de tipologías está muchas veces al servicio de los mecanismos de control social y sirven sobre todo para conocer la institución en la que están acogidos los jóvenes y sus mecanismos de control cotidiano. Taylor y Bogdan (1986) citan las siguientes tipologías elaboradas por el personal de escuelas estatales en América para retardados mentales:
"Hiperactivos, peleadores, espásticos, vomitadores, fugitivos, pestes, muchachos de comedor, muchachos trabajadores y favoritos" .
Más adelante se cita otra clasificación:
"Regurgitador, testaferro, tramposo, arrebatador, ensuciador, golpeador de cabeza, de grado bajo, vegetal, mal educado y peleador" .
La orientación de la atención de la persona es determinante en su proceso de curación. David Vargas defiende en su curso universitario de Psiconeuroinmunología, el concepto de la Línea de la Curación , según el cual las personas pueden orientarse a la curación o a la cronificación de sus síntomas a tenor del vínculo que el profesional establezca con ellos y especialmente dependiendo del impacto que tenga para el paciente el diagnóstico de su dolencia.
La etiqueta diagnóstica suele sustituir el problema que padecen los sujetos por el que las instituciones tienen para insertarlos en la sociedad. La tecnificación del diagnóstico desplaza la dimensión social y cultural de la inadaptación social por medio de los mecanismos de la medicalización, psiquiatrización, psicologización y pedagogización de los casos.
Mientras en la población en general el 9% sufren enfermedades mentales diagnosticadas, en la infancia y juventud acogida en servicios de atención a la infancia y juventud, el 73% de la población ha sido diagnosticada por las Unidades de Salud Mental, según informe de Supervisión de centros del Sindic de Greuges de la Comunitat Valenciana . Hay que añadir que en general, la población atendida medicada psicofarmacológicamente aún alcanza porcentajes mayores.
Lo que estamos tratando es una consecuencia de la segmentación de la intervención profesional. Fenómeno producido por la reducción del sujeto a sus carencias. Los campos de intervención se reducen a las disciplinas profesionales de los que lo atienden. El beneficiario queda así repartido en innumerables facetas técnicas que luchan por mantener hegemonías profesionales.

4.- DIVERSIFICAR LAS PROPUESTAS DE TRABAJO
Si en la caja de herramientas solo tienes un martillo, todo te parecerán clavos
(Oído en alguna parte)

Si ante un problema solo disponemos de una opción como solución, lo convertiremos en una obsesión. Si solo tenemos dos opciones, transformaremos los problemas en dilemas. Es preciso tener al menos tres opciones de trabajo.
En un tema tan relevante como el que estamos abordando conviene incrementar en lo posible las propuestas de actuación. Debemos huir de discusiones polarizadas acerca de qué es lo mejor y lo peor que se puede hacer ya que la realidad es muy compleja y raramente se sujeta a un recurso o a una técnica que pueda resolverlo todo. En este sentido se pronuncia el informe del Sindic de Greuges de la Comunidad Valenciana cuando recomienda no considerar el acogimiento residencial como respuesta única de atención a menores con dificultades de conducta .
Planteamos a continuación once opciones que deberían protocolizarse como medidas a implementar dependiendo de cada caso.

4.1. PREVENIR LA INADAPTACIÓN: EL AMOR Y SUS TIEMPOS
El Pescador y el Genio
Un pobre pescador después de lanzar varias veces la red al mar, saca una tinaja de cobre. Al abrirla brota una nube que se materializa en un enorme genio que amenaza con matarlo. El pescador se salva engañando al genio: Lo burla dudando, en voz alta, que tan enorme genio pueda caber en tan diminuta vasija; de este modo lo induce astutamente a meterse en ella, la tapa y la tira de nuevo al mar.
El genio describe que hallándose confinado en su botella durante los primeros cien años, se dijo a sí mismo: "Haré rico para toda la vida a quienquiera que me rescate. Pero, transcurrió el siglo entero, y nadie me liberó. En el segundo centenar dije, revelaré todos los tesoros ocultos de la tierra a quienquiera que me rescate. Pero nadie me puso en libertad, y así transcurrieron cuatrocientos años. Entonces me dije, colmaré tres deseos a quienquiera que me rescate. Sin embargo, nadie me liberó. Me enfurecí y con una rabia inmensa decidí, de ahora en adelante, mataré a quienquiera que me rescate.
(Las Mil y una noches)

El amor tiene que venir a tiempo. Si el amante no es correspondido en el plazo que su intuición establece, cuando el amado le responde tardíamente, ya no lo quiere. Como si se cerrase su vía perceptiva aferente y aunque es posible reabrirla, se necesitan recursos especiales para hacerlo.
En la crianza, si se exceden ciertos plazos puede haber complicaciones en el metabolismo psíquico del niño, porque la persona cierra la etapa sin esta información emocional y pasa herida a la siguiente fase.
Para caracterizar la infancia inadaptada es preciso, por rigor metodológico, abordar primero los procesos y secuelas de las distintas violencias ejercidas sobre estos niños y jóvenes. Esto es, ver al niño en su contexto y establecer acciones preventivas en sus propios escenarios vitales.
El impulso de proteger social e institucionalmente a los niños nació de una experiencia observada en los hospitales y orfanatos a partir de la Segunda Guerra mundial , en los que los niños habían sido abandonados. El Síndrome de Hospitalismo o Depresión Anaclítica describe la pérdida de interés por el mundo que sienten los niños con los que no se establece una relación de contacto físico y emocional aunque se les sirva comida y cama. Este desinterés puede llegar hasta la muerte si se produce la pérdida del tono muscular por falta de caricias y contacto durante su primer año de vida.
Aunque no estamos hablando de un proceso irreversible, porque las consecuencias de esta falta de contacto pueden corregirse, también es cierto que es preciso reabrir los canales de comunicación sensorial para que la caricia consiga llegar a su destino.
Los médicos y enfermeras que a principios del siglo XX cuidaban niños abandonados en hospitales e inclusas lanzaron la voz de alarma a la sociedad por este fenómeno y fueron una inspiración de los sistemas institucionales de Protección a la infancia que ahora conocemos en Europa y América.
Por otra parte, y siguiendo las Recomendaciones del Defensor del Pueblo en su Informe de Centros de Protección de Menores es necesario insistir en la importancia de las acciones preventivas que garanticen la vida del niño en sus contextos vitales. En este sentido, el apoyo familiar, el trabajo en los barrios de procedencia de los niños, la asistencia a actividades diurnas y el apoyo a los procesos de socialización escolar y vecinal, así como el establecimiento de todo tipo de recursos intermedios deben ser consideradas como medidas de primera opción sobre las acciones de acogimiento residencial.

4.2. ANALIZAR LA ESTRUCTURA DE LA EXPERIENCIA SUBJETIVA DE LA PERSONA
Son muchos los factores del entorno externo que concurren en la inadaptación social. Sin embargo, quisiera que nos centráramos ahora en la estructura cognitiva del sujeto y en su ámbito de toma de decisiones.
Distintos autores están de acuerdo en las siguientes variables cognitivas como determinantes en el proceso de inadaptación social . Cuestiones como el auto control de la persona, el análisis de su estilo cognitivo, el locus de control externo o interno a la hora de tomar decisiones, la percepción de lo social, su capacidad empática y las habilidades para la resolución de problemas con otras personas, son los elementos más importantes en todo lo que estamos diciendo (Ver descripción de variables en ANEXO I).
Hay que aclarar que estos autores no atribuyen la causa de la inadaptación a las deficiencias en las variables descritas. No se trata pues de un problema de déficit cognitivo, sino de distorsión del aprendizaje de estas capacidades producido por los factores de pobreza, deprivación cultural y vivencia de secuencias encadenadas de exclusión social.
En ocasiones la inadaptación depende del contexto en el que se genera la vida del niño y con el conjunto de comportamientos que ve y que posteriormente desarrolla. También puede estar relacionado con el desarrollo inadecuado de sus capacidades, con la adquisición de creencias poco funcionales a su desarrollo, con la propia concepción de su identidad o finalmente, con carencias en su desarrollo de pensamiento simbólico.
En consecuencia, es preciso recordar la vigente legislación actual y la recomendación del Defensor del Pueblo que nos indica que se hace imprescindible escuchar al niño y contar con su criterio para establecer el programa rehabilitador que se considere más adecuado. En este sentido, el hecho de que la Administración asuma la representación legal del niño no debe indicar que pueda asignarle cualquier medida sin su consentimiento.

4.3.MEJORAR LA SALUD DE LOS ATENDIDOS
Procurar poner los relojes de salud en hora en los atendidos es un factor muy relevante. Néstor Sánchez, experto en disciplinas de la salud , afirma que cualquier evento alarmante en la vida de las personas, genera por su parte, una respuesta corporal de alerta.
La violencia genera violencia y la percepción del mundo es el sumatorio de todas las aferencias corporales. La falta de movimiento, genera una respuesta similar a las que se darían ante otro tipo de agresión externa. Cuanto más agresivo es el mundo exterior más equilibrio interior hay que tener.
Desde esta perspectiva puede afirmarse que el estilo de vida filogenéticamente más conocido por el ser humano dispone a su sistema inmunitario para afrontar la existencia en las mejores condiciones posibles. Leo Pruimboom, estudioso de las relaciones entre salud y antropología, defiende en su Tesis Doctoral que el estilo de vida del cazador recolector es el mejor grabado en la memoria epigenética del ser humano. En consecuencia, la falta de movimiento y la nutrición inadecuada son la base de toda patología en la modernidad.
Por lo tanto deberían existir unos factores irrenunciables por el poco esfuerzo que suponen y la paz que generan:
1. Carlos Pérez, estudioso de la relación entre nutrición y salud recomienda consumir alimentos en vez de productos comestibles. Y también hace especial referencia a la reducción de ingesta de azúcar .
2. Ejercitar el movimiento diario. Como mínimo una hora de movimiento suave al día y 7 minutos de intensidad.
3. Promover el contacto con la Naturaleza, el aire libre y el sol.
4. Estimular la relación con una tribu o comunidad de referencia que sea saludable.
Xavi Cañellas y Jesús Sanchis, profesionales dedicados a la medicina evolutiva, tanto en la especie humana como en las distintas edades del individuo nos recuerdan que la salud se programa desde la infancia. Aunque los procesos de salud son siempre mejorables y modificables a lo largo de la vida es importante vigilar las pautas de salud que se instalan desde la niñez.

4.4.ESTIMULAR EL JUEGO
Óscar Miralles es maestro de Yoga y preparador físico y nos explica que el juego tiene sentido en sí mismo, por tanto, no debe reducirse a un mero simulacro de la realidad.
La actividad principal del cerebro es el juego, podríamos decir que la mente solo juega y esa actividad le permite valorar opciones de actuación permanentemente.
El fin del juego es jugar sin más, los niños no juegan para entrenarse, juegan por el placer de hacerlo. La respuesta básica de la sociedad ante el púber es: -Se acabó el juego, ahora empieza la verdad-. De ahí la melancolía puberal.
Jugar es una actividad conectada con lo esencial de la vida y con el autoconocimiento. Lo único que hay que hacer en la vida es explorar todos los modos de jugar, desde bailar hasta conversar. Cuanto mayor es el cerebro en las distintas especies animales, mayor es el periodo de juego .
Hoy la competición y el deporte reglado colonizan los juegos, la propuesta es volver a jugar por el mero placer de hacerlo, sin pensar en los beneficios externos al juego. Jugar inspira conexión con la comunidad y cooperación. Lo cual ancla a la realidad y sus condiciones. Desde esta perspectiva, jugar es probar, experimentar, explorar los márgenes y construir mundos posibles. Jugar procura ordenación de la realidad y sus múltiples opciones posibles.
La cultura, o se juega o se vuelve burocracia .

4.5.PROPICIAR EL MOVIMIENTO, ACTIVIDAD FÍSICA Y DEPORTE
Reis B. Vidal es deportista internacional y maestra de escuela. Su interés y trayectoria profesional es la resultante de combinar la actividad física con los procesos educativos y destaca que el ejercicio físico en cualquiera de sus modalidades mejora el estado de ánimo y la salud, además de proporcionar más ocasiones para relacionarse socialmente. Recomienda que se ejercite desde una perspectiva educativa integral y global y desarrollados por profesionales de la Actividad física y de la educación.
Reis cita estudios que defienden la relación entre movimiento físico y salud mental y conductual de los escolares . En otro trabajo se muestra la relación entre la práctica del ejercicio físico y la prevención de la depresión . Y por supuesto, en cualquier caso mejora el rendimiento escolar .
Son especialmente interesantes los deportes de equipo y de contacto con el adversario, ya que favorecen la regulación de las relaciones humanas y el desarrollo del esfuerzo orientado a un fin determinado.

4.6.PRACTICAR LAS ARTES MARCIALES
Hector Tejedor y Juan Alejandro Guardeño, maestros de Karate piensan que la práctica de la Artes Marciales tiene innumerables beneficios, entre los que destacan su importancia para canalizar la agresividad y el exceso de energía.
El Karate ayuda al desarrollo de la función psicomotriz, fortalece y tonifica la masa muscular, mejora la capacidad aeróbica, incrementa la percepción del propio cuerpo, el equilibrio, la flexibilidad, la coordinación y el control del movimiento.
Las artes marciales facilitan la relación social y el respeto al otro, también el autoconocimiento y la confianza en los propios recursos. Lo que conlleva un proceso de autosuperación y autorrealización .
El Karate se pone del lado de la justicia y en su práctica no existe el primer ataque sino que siempre parte de la propia defensa. Lo cual inculca valores esenciales en la infancia y la juventud.
El profesor José Baeza, especialista en Historia del Karate afirma que este arte marcial conlleva el entrenamiento del sistema Parasimpático, ya que busca consolidar un estado de relajación básico que permita recibir el ataque del adversario en las mejores condiciones posibles.
El karate puede ser esencial en los casos de niños que han sido criados con altas dosis de miedo , ya que en su vida posterior muestran dificultad para permanecer en reposo, solo están tranquilos cuando acechan o atacan, en estado de alerta sus constantes vitales se calman. Contrariamente a la mayoría de las personas, cuando se hallan en situaciones de calma, su pulso y respiración es agitada. Además, lo más difícil de sostener para los niños que sufren violencia sistemática es no saber cuándo les sobrevendrá el ataque. Por eso, ante la más mínima señal de provocación, aunque ésta sea confusa, suelen iniciar la pelea porque les resulta insoportable la ansiedad provocada por la espera. Resulta más fácil aceptar un mal desenlace que gestionar la incertidumbre acerca de cuándo ocurrirá. Paradójicamente provocan de este modo lo que desean evitar. Podríamos decir que buscan la paz provocando el enfrentamiento porque están peleados con su propio estado de calma .
Todo ello lo convierte en una práctica muy adecuada para favorecer un proceso correcto de inserción social de los niños y jóvenes que lo practican.
Félix Castellanos y Anabel Esteve, maestros de Tai Chi y Chi Qung afirman que la práctica de estas disciplinas ayudan a canalizar la propia energía y son una fuente inagotable de salud y autocontrol emocional. La emoción se expresa en el cuerpo y en el Taichi se aprende a observar nuestras rigideces, asimetrías, desequilibrios y emociones desmesuradas o crónicas. Los ejercicios corporales y mentales entrenan la postura y movimiento más estable y fluido generando una actitud calmada, amable y atenta.
Con los ejercicios de pareja se descubre la actitud del agresor y el agredido y se demuestra, nuevamente con el cuerpo, que la inteligencia, la sensibilidad y la relajación activa es más poderosa que la agresividad, y que la verdadera fuerza reside en "soltar", estar despierto y ser compasivo. Nos enseña a resolver conflictos desde el cuerpo y desde la atención propioceptiva.

4.7. MANTENER CONTACTO CON LA NATURALEZA
El contacto con el medio natural activa la memoria más ancestral del ser humano ya que nos pone en relación con nuestro entorno más conocido. Muchos procesos de inadaptación mejoran al poner este reloj en hora. Existen numerosas experiencias de proyectos educativos en contextos rurales que tienen como base esta cuestión: el desarrollo de la acción psicopedagógica en entornos naturales.
Concretamente la práctica de la agricultura incorpora entrenamiento para capacidades esenciales como ajustarse al ritmo de los procesos vitales, lo que ayuda a desplazar el deseo y mantener la atención en el conjunto de tareas que componen la consecución de un objetivo. El ejercicio de la agricultura también genera autonomía y autocontrol.

4.8.EXPLORAR LA DIMENSIÓN PSICOGENEALÓGICA (Ver ANEXO II)
Sin raíces no hay alas
(B. Ulsamer)
En ocasiones, el pasado sigue presente cuando ha habido procesos de vitalidad interrumpida. La falta de adultos disponibles en los primeros años de vida del niño pueden tener malas consecuencias, como hemos comentado más arriba.
Imaginemos que un padre llama a su hijo pequeño para que vaya a su encuentro. El niño acude corriendo y confiado en la vida mientras el padre le espera con los brazos abiertos y cuando están a punto de encontrarse, el padre repentinamente mira a otro lado y baja los brazos. Quizá es requerido por un estímulo potente y emergente que lo pone en una posición no disponible para su hijo. Puede ocurrir, por ejemplo, que en los primeros tiempos de la vida de un niño muere alguno de los abuelos, o tienen que huir porque sufren persecución u otro tipo de privaciones relacionadas con la guerra. Esta experiencia de dolor y máximo estrés atrae toda la atención de los padres y su vínculo con el hijo queda afectado.
Los procesos de contacto interrumpido entre seres queridos son frecuentes y producen tres respuestas:
- La insistencia en la lucha.
- La huida.
- La congelación.
Lo importante de estas respuestas es que actuarán como comportamiento molde e improntado cuando la vida le presente situaciones similares.
Saber quiénes somos depende del vínculo que podamos establecer con el clan al que pertenecemos. En nuestra memoria más ancestral está registrado nuestro origen seminómada y esto apunta a la necesidad que tiene el niño de ser aceptado y tomado en brazos para afrontar la travesía por la selva o el desierto. Por eso el cachorro hará lo que sea para que los adultos lo tengan en cuenta y lo lleven consigo, porque se juega la vida. Quizá el amor más incondicional y potente es el que tienen los hijos hacia los padres.
Nos referimos a los casos de niños no suficientemente atendidos por sus progenitores en sus primeros años. A veces no reciben de modo suficiente la mirada o la caricia que necesitan para sentir que tienen un lugar en el sistema.
La construcción de la identidad tiene que ver con que alguien te dé un lugar en la tribu . Ese lugar tiene que ver con la consideración que se tenga del niño. Esto hace referencia a la primera regla Psicogenealógica: El Derecho a la pertenencia. Toda persona que ha nacido en un sistema tiene derecho a la pertenencia al mismo. La transgresión de esta regla genera el peor castigo para la persona: el exilio, el aislamiento y en consecuencia, la falta de reconocimiento. El modo de otorgar el lugar es mediante el contacto físico y la mirada. - Mamá mírame cómo me tiro a la piscina, cómo dibujo, cómo hago esto o aquello-. Son frases frecuentes de los hijos. El niño no busca aquí sólo la sanción técnica sobre si lo que hace está mal o bien. La lectura de fondo es que si el adulto de referencia no lo ve y no lo encuadra, para el niño no forma parte de la realidad, es como si no hubiera ocurrido.
En síntesis:
- Cuando el hijo no ha sido acariciado, mirado.
- Cuando su vida no ha sido asentida.
- Cuando ha habido interrupciones de acercamiento en épocas tempranas.
- Cuando no ha habido transferencia de vitalidad de una generación a la siguiente...
Entonces podemos interpretar que la savia no ha pasado por el árbol genealógico. Cuando el amor no está, el poder y la agresión ocupan su lugar.
Cada vez existen más iniciativas de trabajo psicogenealógico con niños y jóvenes con excelentes resultados, el equilibrio psíquico está muchas veces vinculado a este ámbito .

4.9.PRÁCTICAR EL ARTE EN SUS DISTINTAS MODALIDADES
Trinidad Ballester, médico y artista dedicada a la salud integral de las personas habla de tres aspectos relevantes relacionados con la producción artística.
1. Prevención de la violencia a través de la manifestación de emociones difíciles de verbalizar.
Cuando la persona ha llegado al punto de conflicto, consigo mismo y con la sociedad, en el que le cuesta expresar lo que siente o piensa, cualquier manifestación artística puede ayudarle a organizar sus pensamientos, darles forma y provocar su salida previniendo las tensiones y la violencia.
Esta terapia se emplea en contextos con personas que sufren dificultades de integración o con enfermos psiquiátricos, como tratamientos de estrés, ansiedad o trastornos alimentarios.
El arte es la expresión y el sentir de lo que no se puede expresar o sentir de otro modo. En consecuencia, hay que alejarse de las interpretaciones externas. No hay nadie mejor que el autor para interpretar su creación.
2. Desarrollo de la autoestima, la imaginación y la originalidad.
El desarrollo de actividades artísticas es un buen camino para que la persona se encuentre a sí misma y pueda revisar su interior y fomentar la autoestima.
A través de la pintura y el collage (para plasmarse), la danza (para que suelte carga), la música (para que se escuche) o la escritura creativa (para que se describa), la persona es capaz de mostrar todo aquello que guarda en su interior.
El hecho de trabajar por y para uno mismo hace que se pueda escuchar y entender, primero a uno mismo y por ende a los demás, logrando una valoración positiva de la realidad y un autoconcepto favorable.
El crecimiento de la creatividad y la originalidad aumentan y enriquecen notablemente los recursos personales para afrontar y resolver los conflictos que la vida presenta y ayuda a tener un visión más amplia y completa de la realidad.
3.Desarrollo de la salud.
Ante la expresión artística, una cosa es lo que imagino y otra lo que me ocurre cuando intento ponerlo en práctica. Cuando lo hacemos intentamos enfrentarnos a lo real, pero nos damos cuenta de la dificultad y así nos familiarizamos con esa tozudez de la realidad.
Podremos de ese modo extrapolar dicho entrenamiento a los conflictos que la vida nos presenta continuamente.
La posibilidad de hacer frente a los sentimientos de una forma creativa puede favorecer el cambio de conductas y hábitos instaurados que impedían expresar las emociones sanamente. Ayudar a soltar el cuerpo contraído, conocer los miedos para atenuarlos.
Cuando se crea, de forma consciente o inconsciente, se expresan todas estas partes del ser y la persona se da la posibilidad de soltar lastre y aliviar tensiones.
El aumento de la creatividad está relacionado objetivamente con la mejora de la salud física y mental, aumentando incluso la inmunidad.

4.10.ABORDAR LA EDUCACIÓN DESDE UNA PERSPECTIVA MÚLTIPLE
La acción que más ha rebajado los índices de criminalidad, homicidios y robos con violencia en la historia de la humanidad fue el invento del libro. Desde que salió la imprenta de Gutemberg y se instaló el libro como artefacto conversacional el descenso de homicidios fue notable .
La cultura facilita el desarrollo del campo imaginario y la capacidad para sublimar pasiones. Todo lo que puede pensarse regula la satisfacción pulsional en el campo de la acción. El desarrollo de la inteligencia racional mejoró la vida de las personas e incrementó su capacidad de satisfacción. Sin embargo, la modernidad redujo el cultivo del pensamiento al aspecto racional como único tipo de inteligencia. La crisis del Coeficiente Intelectual como modo único de medir la inteligencia hizo transitar la exploración del pensamiento a proyectos de carácter multifactorial.
Howard Gardner genera su proyecto de inteligencias múltiples para dar satisfacción a esta cuestión . En él habla de los siguientes tipos de inteligencia:
- Lógico-Matemática
- Lingüística
- Espacial
- Musical
- Corporal
- Intra e Interpersonal
- Emocional
- Naturalista
En otro orden de cosas, el ser humano organiza su identidad, es decir, responde a la pregunta quién soy yo pasando diferentes estadios. Niels Peter , especialista en la atención a la infancia con dificultades de inserción social, nos recomienda estudiar en qué estadio se quedó anclado el niño para poder iniciar su programa reeducativo. A continuación presentamos los estadios que él propone:
- Físico
- Sensorial
- Sensoriomotor (Movimiento orientado a un objetivo)
- Estructuración de la Personalidad
- Social
En definitiva, es importante abordar la planificación de cualquier proceso educativo desde esta perspectiva múltiple para poder abordar las distintas facetas de la estructura de la personalidad en cada caso. En general, las personas emplean tres tipos de pensamiento para procesar la realidad :
- Sensorial y Emocional: Es el tipo de pensamiento filogenéticamente más antiguo y el más vinculado a la defensa de la vida ya que está conectado a la atención periférica.
- Racional: Con una atención más enfocada y que nos permite la reflexión y el establecimiento de hipótesis.
- Exploratorio: Orientado a la acción en contextos significativos. Es el pensamiento que nos permite comprender mediante la acción y la manipulación de la realidad.

4.11.EMPLEAR LOS RECURSOS DE LA MEDICINA Y LA FARMACOLOGÍA
La contribución de los medicamentos a la mejora de la salud es un fenómeno indiscutible. El empleo de psicofármacos ha ayudado y ayuda en la actualidad a muchas personas con desórdenes psicológicos. Personas que sufren desórdenes mentales y emocionales que no les permiten ejercer otra actividad o someterse a ningún proceso terapéutico basado en el uso de la palabra o la expresión artística son estabilizados mediante el uso de fármacos.
Lo importante en este sentido, es el análisis sobre la idoneidad de su empleo. Es decir, en qué situaciones es precisa su utilización y durante cuánto tiempo es necesario hacerlo.
El hecho de situar esta medida al final de la lista es intencionado. Se pretende con ello, priorizar el empleo de las anteriores. Cabe recordar que la relación entre Iatrogenia y causas de mortalidad en el mundo según algunos estudios del sector .

EXODUCCIÓN: NECESIDAD DE INTENSIFICAR EL TRABAJO DE SEGUIMIENTO, SUPERVISIÓN Y FORMACIÓN DE PROFESIONALES
"Hay una Biblia en el dormitorio de todo viajero, debería haber una Odisea"
(Hillman, J. 1999: 102)
Necesitamos diagnósticos que nos capaciten para conectar con el posterior tratamiento o programa rehabilitador. El análisis de casos debe orientar nuestra acción futura. A continuación realizamos una propuesta relativa a la exploración de casos. Concretamente nos referiremos a tres instancias vinculadas a la vida y funcionamiento del síntoma (Ver desarrollo en ANEXO III):
1. Estados asociados a su experimentación
2. Metáforas y mensajes
3. Implicaciones sistémicas y consecuencias en el entorno
Finalmente, es necesario insistir en la formación permanente de los profesionales del sector. La formación aplicada al desempeño de la tarea debe constituirse en prioridad institucional, tal y como recomienda el informe del Sindic de Greuges de la Comunitat Valenciana .
El sistema de formación recomendable está relacionado con el análisis de la práctica profesional desde los distintos encuadres teóricos.
En este sentido podemos valorar las siguientes prioridades de formación:
1. Análisis de perfiles y necesidades especiales de los niños y jóvenes atendidos.
2. Planificación y programación de actuaciones sociales, educativas y psicoterapéuticas.
3. Implementación de técnicas aplicables desde las distintas escuelas y enfoques psicopedagógicos vigentes.
4. Conocimiento de sistemas de evaluación de resultados.
5. Análisis del Sistema Público de atención y el mapa de los distintos recursos disponibles en el sector.

Bernardo Ortín Pérez. Dr. Filosofía y C.E.
bernardo@zen-tre.com
www.zen-tre.com

ANEXO I
DESCRIPCIÓN DE LAS VARIABLES SUBJETIVAS EN LA ADAPTACIÓN SOCIAL
1. Auto control.
2. Estilo cognitivo.
3. Locus de control.
4. Percepción social.
5. Empatía.
6. Habilidades para la resolución de problemas interpersonales:
• Conciencia de problema.
• Pensamiento alternativo
• Pensamiento medios-fines
• Pensamiento consecuente.
• Pensamiento sobre las causas - efectos sociales.
1. Autocontrol: una de las características de la inadaptación es el fracaso a la hora de autoregular su conducta, su tendencia a comportarse de manera impulsiva. La impulsividad, por tanto, puede ser vista como la dificultad de insertar la reflexión y el análisis entre el impulso y la acción. Son individuos orientados a la acción.
2. Estilo cognitivo: el hecho de ser individuos orientados a la acción, más que personas reflexivas, indica la tendencia hacia un pensamiento concreto, más que hacia un pensamiento abstracto. La rigidez cognitiva es un indicador de esa falta de desarrollo del pensamiento abstracto. Tienden a conceptualizar nuevas situaciones o problemas según patrones utilizados en pasadas situaciones o problemas, sin valorar si es o no apropiado o adecuado a las nuevas circunstancias. Ello promueve la aparición de conductas repetitivas (lo cual explicaría, en algunos casos, la reincidencia: ser incapaz de desarrollar visiones alternativas de su mundo y de cómo alcanzar sus metas).
3. Locus de control: las personas diferimos en la manera en cómo creemos que podemos controlar o influir en los acontecimientos de nuestra vida. Los individuos con un Locus de control interno perciben que lo que les sucede en la vida está determinado por factores localizados dentro de ellos mismos, tales como la habilidad, por ejemplo. En cambio, las personas con un Locus de control externo tienden a creer que lo que les sucede está determinado por causas externas. Todos los que tenemos experiencia en el trabajo con desadaptados hemos comprobado muchísimas veces que éstos tienden a denegar sus responsabilidades, precisamente porque atribuyen su conducta factores fuera de su control. Muchos tienen la habilidad de transferir siempre las culpas de lo que hacen a sus padres, a sus maestros, a los malos compañeros, etc. A consecuencia de ello, son personas muy propensas a la toma de riesgo, es decir, a enfrentarse con situaciones en las que los resultados dependan de la suerte.
4. Percepción de futuro o perspectiva de futuro: se ha podido comprobar, aunque con reservas, que los sujetos con dificultades de inserción social tienen problemas a la hora de valorar o reconocer la relevancia de su conducta en el futuro, es decir, las consecuencias futuras de la misma, tanto para ellos como para los demás.
5. Toma de perspectiva social o empatía: hay una creciente evidencia de que los delincuentes presentan problemas perceptuales en el área de la relación interpersonal. La percepción social requiere habilidades cognitivas de alto nivel. En esta esfera, las personas podemos desarrollar capacidades como la toma de perspectiva del otro, la empatía, la habilidad para ver el mundo a través de los ojos de otro, de comprender el pensamiento, las ideas y los valores del otro, etc. Un gran número de estudios ha demostrado la relación entre el retraso en la adquisición de la toma de perspectiva social y el desarrollo de diferentes formas de conducta desviada (Thompson, 1968; Ferrer, 1970; Chandler, 1973 en Op. cit.). Tales estudios dan soporte a la idea de que las diferentes formas de conducta desviada responden a la persistencia de un pensamiento egocéntrico. Este pensamiento egocéntrico puede llevar a las personas a no comprender los propósitos sociales, las leyes o las normas, viendo todo ello como simples arbitrariedades.
6. Resolución de problemas interpersonales (RPI): finalmente, las cinco variables cognitivas descritas hasta aquí convergen en esta última, prácticamente equiparable a lo que conocemos como toma de decisiones. En general, podríamos describir a esta variable como la capacidad de los individuos para enfrentarse a las situaciones de la vida cotidiana y hallar la respuesta o conducta adecuada a cada circunstancia. Spivack (1976) (Op. Cit.) identifica cinco habilidades cognitivas básicas para la RPI. La definición que Mcguire y Priestley (1985) (Op. cit.) hacen de las mismas es la siguiente:
• Conciencia de problema: una sensibilidad general hacia el hecho de que los problemas interpersonales existen y que los individuos pueden solucionarlos.
• Pensamiento alternativo: ser capaz de generar distintas respuestas o dar diferentes soluciones a un mismo problema.
• Pensamiento medios-fines: habilidad para formular o establecer los pasos o peldaños necesarios para conseguir un fin determinado; analizar qué ha de hacerse para que suceda lo que uno quiere y saber reconocer los obstáculos del camino.
• Pensamiento consecuente: ser capaz de darse cuenta de los efectos que nuestras propias acciones pueden tener; es similar al pensamiento alternativo, pero aplicado a la previsión de las consecuencias o resultados más que a cómo alcanzarlos.
• Pensamiento sobre las causas-efectos sociales: saber apreciar que la propia conducta puede estar influenciada por los sentimientos y acciones de los demás, y que puede a su vez influenciar a aquellos.

ANEXO II
EXPLORACIÓN PSICOGENEALÓGICA
Leyes o Reglas Psicogenealógicas:
1.- Derecho a la Pertenencia
2.- Respeto al Orden de llegada
3.- Equilibrio entre el Dar y el Tomar
Aspectos concretos a valorar:
• Procesos y mecanismos de Inclusión y exclusión de miembros del grupo familiar.
• Miembros de la familia que no estuvieron disponibles para los hijos. Y en consecuencia, respuesta del hijo o la hija ante la no disponibilidad de su antecesor: Insistencia o lucha, huida o congelación.
• Motivos de los movimientos interrumpidos citados antes: muertes, encarcelamientos, enfermedades... Esto motiva el corte de miradas a otros descendientes.
• Buscar improntas: la primera vez, la primera pareja. Aquí suele haber procesos inconclusos.
• Problema y trauma tiene que ver con congelación. Lo que hace sufrir a la persona es el hechizo o congelación de la acción. Hay que ver la intención beneficiosa de ese comportamiento de congelación. El cliente debe comprender que le sirvió para algo y no debe juzgarlo sólo con su inteligencia racional. Como por ejemplo: tenía que haber hecho esto o aquello, tenía que haber dicho…
• Pautas y expresiones de lealtad familiar. Exploramos dónde se repiten esos patrones. En ocasiones, las adicciones y algunos síntomas o enfermedades crónicas suponen pautas de lealtad. Ver el concepto psicoanalítico de Lealtad familiar de Ivan Boszormenyi-Nagy y especialmente los mecanismos de puesta en presencia de dicha lealtad.
Estudiamos también el fenómeno de las tentativas de recuperación del estatus perdido y el retorno a ciegas a ciertos lugares o regiones, como por ejemplo, el intento de recuperación de Al-Andalus por parte de los árabes cinco siglos después.
Buscamos el Guión de Vida y su origen transgeneracional. Es decir, el diálogo interno que nos impulsa a una acción cuando entramos en estrés y necesitamos resolver situaciones angustiantes. La pregunta clave para identificar dicho guión es la siguiente: ¿Qué tenías que hacer o decir de pequeño (antes de los 7 años) para que tu padre o madre te miraran?
Exploramos identificaciones inconscientes con familiares vivos o muertos. Lealtad a la inteligencia de los padres: fracaso escolar. Lealtad al nivel de desarrollo de la empresa familiar: fracaso o estancamiento en la prosperidad. Traición a la clase social o medio de origen (Neurosis de clase).
Algunos fracasos escolares de niños capaces están relacionados con la neurosis de clase, es decir, el temor o la ambivalencia de hacer las cosas mejor que los padres o de realizar un gran salto evolutivo en cuanto a lo académico o lo profesional con respecto a la generación anterior. Caso de intelectuales que provienen de familias de muy bajo perfil académico. Estos posibles estancamientos provienen de la ambivalencia de estas personas en cuanto a superar a sus padres entendiéndolo como cierta traición a la clase o medio de origen del que provienen.
Ciertos comportamientos de lealtad a los ancestros pueden entender el síntoma como la resultante de procesos inconscientes como los siguientes:
 Yo te sigo.
 Voy yo en tu lugar.
 Lo llevo yo por ti.
 Si tú no puedes yo tampoco.
• Respeto al Orden y desorden en la llegada a la familia. Caso de hermanos pequeños a los que se encarga cuidar a los mayores. También caso de niñas o niños que ejercen de padres de sus propios padres.
• Equilibrio entre el dar y tomar. Deudas y méritos. Libro de cuentas familiares de equilibrio de justicia e injusticia
• Rituales de tránsito en el tiempo
• Cripta y fantasmas. Secretos familiares vergonzantes. Injusticias no reparadas. Temas Tabú. las concepciones de Nicolás Abraham y María Torok acerca de la cripta y el fantasma, que se instala en un descendiente, luego de un traumatis¬mo ligado con frecuencia a acontecimientos Esta cripta, este fantasma, están frecuentemente liga¬dos a secretos de familia considerados vergonzosos tales como la muerte violenta, el asesinato, el incesto, la prisión, el internamiento en un hospital psiquiátrico, la bancarrota, los hijos naturales o bastar¬dos, la tuberculosis, el cáncer, ahora el SIDA, pérdidas de juego, pérdida de la fortuna familiar...
• Alianzas familiares con exclusión de miembros y Triangulaciones.
• Hijos de reemplazo, concebidos para reemplazar a un muerto, por ejemplo un hermano mayor fallecido prematuramente o también parientes próximos. Nacimiento ligado a un duelo como el síndrome de “la madre muerta”, descrito por André Green en situaciones de madres deprimidas o en duelo en el momento del nacimiento del hijo y por lo tanto no disponible para él. Los hijos de reemplazo (duelo no realizado) son diferentes de los hijos reparadores, que son muy bien recibidos y tienen un muy buen lugar en la familia;
• Repeticiones cíclicas en el Árbol, Efectos cumpleaños o aniversario. Nacimientos, casamientos, enfermedades, muertes que pueden producirse en un período aniversario de un aconteci¬miento importante para la familia o a la persona. Acontecimientos que pueden ser desafortunados o felices.

ANEXO III
EXPLORACIÓN DE TRES INSTANCIAS VINCULADAS AL SÍNTOMA

1. Estados asociados a la experimentación del síntoma
Este aspecto explora lo que la persona experimenta cuando se presenta el síntoma. Debemos calibrar los elementos de la experiencia subjetiva que acompañan al síntoma . Podemos apuntar los siguientes aunque no suponen nunca una lista cerrada:
• Ruptura de la atención simultánea. Somos capaces de atender 7+/-2 líneas simultáneas de pensamiento. Cuando nos centramos en el síntoma abandonamos esa atención múltiple y la Hiper-enfocamos hacia el problema.
• Producción de estados asociados: angustia, miedo, inquietud, ansiedad, depresión…
• Olvido de las capacidades y recursos de solución que solemos tener.
• Alteración perceptiva: visual, auditiva, sensitiva y emocional de escenarios.
• Alteración en la percepción del paso del tiempo: condensación o dilatación.
• Conexión y generalización de escenarios que activan el conflicto
• Encuadres, creencias, explicaciones, legitimaciones acerca del síntoma: ¿Por qué me pasa? ¿A qué lo atribuyo?
• Alteración en la percepción de la identidad propia: Polaridades en conflicto, actuación de la Sombra …
• Alteraciones y rupturas en la Conciencia Ecológica
• Interrupciones del Continuum

2. Las metáforas subjetivas del síntoma
Un síntoma puede ser expresión de otros problemas que no son fáciles de comunicar, bien por falta de conciencia sobre él o por la prohibición sistémica para su expresión. A veces, las creencias limitantes sobre un conflicto nos impiden expresarlo, sin embargo quedan como sensación de la memoria corporal y más adelante se configuran con otros elementos. Veamos algunas funciones del síntoma :
Una de ellas es comunicar: por ejemplo, la conducta confusa de un niño de 7 años, con un lenguaje ininteligible, con distracciones y desobediencias severas puede estar comunicando la confusión que hay en casa, en la que madre, tía materna y abuela se disputan el control y el poder sobre el niño, siendo éste el objeto de otras disputas no resueltas entre la familia.
Otra función es desplazar: las quejas de una madre sobre su hijo puede ser un desplazamiento de la queja y la frustración que siente la mujer frente a su marido.
Otra función es promover el acercamiento o el apego entre dos personas: por ejemplo, un síntoma incapacitante de un hijo puede ser un modo de provocar que los padres se unan como pareja.
En consecuencia, podemos hablar de distintos campos metafóricos a los que nos remiten las distintas manifestaciones sintomáticas.
1. Un conflicto o síntoma es a veces expresión de un estado de la persona y también una metáfora de otro estado. A veces un dolor de estómago metaforiza otro tipo de dolor.
2. Puede metaforizar el estado interno de otra persona. El temor de un niño a salir a la calle puede ser una analogía del temor de la madre.
3. También puede ser una analogía de otras relaciones entre la familia. Si el padre vuelve abatido de su trabajo y la madre lo consuela. El hijo puede volver abatido de la escuela para dar oportunidad al padre de salir de su estado y consolarlo a él.
4. Por otra parte puede provocar alianzas en torno al conflicto y suspender momentáneamente la atención de otros conflictos considerados quizá más graves. Como es el caso de muchas drogadicciones que generan alianzas de ayuda sobre el sujeto y tapan otros conflictos.
5. Las metáforas del síntoma pueden ser alternantes, saltando de un conflicto a otro en función de la reorganización de las fuerzas psíquicas sistémicas.
6. El síntoma puede ser expresión de un fantasma motivado por ciclos psicogenealógicos no concluidos, secretos familiares y hechos dolorosos .

3. Implicaciones sistémicas del síntoma
El síntoma manda mensajes a su contexto. Mensajes que, en muchas ocasiones reordenan el rango de las personas implicadas, o su jerarquía invisible.
Por ejemplo, la esposa de un eminente profesor universitario de psicología sufría depresiones intermitentemente. La mujer, con este síntoma, manda a su marido, al menos, dos mensajes:
• El primero es: Mi depresión me sitúa en una posición de mayor debilidad con respecto a ti.
• El segundo es: Con todo lo que sabes de psicología no puedes curarme, lo cual me pone en una posición más fuerte que la tuya.
Cada síntoma lanza un mensaje de doble vínculo al contexto en el que se desarrolla. Un mensaje que reconfigura los vectores de energía y poder en el contexto en el que se produce.
Cuando un miembro familiar manifiesta un trastorno alimentario establece un nuevo trazado en su escenario familiar. Otros miembros se preocupan, algunos conflictos que estaban presentes se posponen, aparecen nuevas emociones y se abandonan otras.
Una pregunta que suele hacerse en programas de rehabilitación en casos de abuso de drogas es: - Cuando tú mejores ¿qué miembro de tu familia empeorará o estará en riesgo de hacerlo?
El síntoma manda mensajes de subtexto al nicho familiar. Mensajes que aportan fortaleza y debilidad en la persona que lo sufre y en su familia.

NOTAS Y REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS

[1] Interpretación del relato de Hansel y Gretel según Canevaro, A. (1976): I bambini che si perdono nel bosco. Firenze: La nuova Italia.

[1] Bernardo Ortín (2003): Los niños invisibles. Barcelona: Octaedro. Pág. 17.

[1] Alejandro Jodorowsky: (1990). Barcelona. Material policopiado.

[1] André Green: (1990). Narcisismo de vida, Narcisismo de muerte. Amorrortu Editores. B. Aires.

[1]  Bentham, 1767. En Foucault, M. 1990: Vigilar y castigar. Madrid: Siglo XXI.

[1]  Berger, P. y Luckmann, Th., (1983): La construcción social de la realidad. Buenos Aires: Amorrortu. 

[1] Foucault, M. (1990): La vida de los hombres infames. Madrid: Endymion. Pags. 175 a 202.

[1] En Jochen Schweitzer Y Arist Von Schlippe. (1988): Manual de Terapia y Asesoría Sistémicas. Págs. 24ss.

[1] Gilligan, S. 2001: A coragem de amar. Ed. Caminhos: Pág. 41.

[1] Zeig, J. (1992): Un seminario didáctico con Milton Erickson. Buenos Aires: Amorrortu.

[1] Consultar los términos de este debate, tal y como se recogen en el Informe del Sindic de Greuges de la Comunitat Valenciana, de 24 de marzo de 2017. Pág. 5.

[1] En Bernardo Ortín (2005): Cuentos que curan. Barcelona: Océano-Ámbar. Pág. 123.

[1] Jesús Ibáñez (1986): Más allá de la sociología. Madrid: S.XXI.

[1] Bernardo Ortín en Cuentos que curan (2005). Barcelona: Océano-Ambar. Pág. 77

[1]  Foucault, M. 1981: Espacios de poder. Madrid: La piqueta. Págs. 123 ss.

[1] Mc Dermott, I. Y O´Connor, J. 1996: Ver pág. 157-158. También las Notas al capítulo 7. Págs: 282-283.

[1] Taylor, S. J.; Bogdan, R. (1986): Introducción a los métodos cualitativos de la investigación. Buenos Aires: Paidós. Pág. 162.

[1] Op.Cit.: Pág. 238.

[1] Ver el concepto de la Línea de la Curación de David Vargas, descrito en el Curso de Psiconeuroinmunología que imparte y dirige en Barcelona. Asignatura de Diagnóstico. Organizado por Regenera. Barcelona. Edición 2017-2018. Material policopiado.

[1] Informe del Sindic de Greuges de la Comunitat Valenciana, de 24 de marzo de 2017. Op. Cit. Pág. 20. Ver también la Pág. 25 en la que se dice: “De los datos aportados por los centros se comprueba que la práctica totalidad de los/as menores ingresados en estos centros tienen prescrito tratamiento farmacológico, bien por el facultativo del Centro de Salud (USMI) o del propio centro de acogida”.

[1] Informe del Sindic de Greuges de la Comunitat Valenciana de 16 de junio de 2014. Sobre Centros de Acogida de Menores de Formación Especial/Terapéuticos. Recomendación 4ª. Pág. 33.

[1] Extraído del Artículo: El amor y sus metáforas. De Bernardo Ortín Pérez.Publicado por Jot Down. Nº 3. Monográfico impreso sobre el Amor. Marzo 2016.

[1] Extraído de mi Artículo: El amor y sus metáforas. Bernardo Ortín. Publicado por Jot Down en su monográfico de El Amor 15 enero de 2016.

[1] René Spitz, (1965-1993): El primer año de la vida del niño. Un Estudio Psicoanalítico de Desarrollo Normal y Anormal de Relaciones de Objeto. Nueva York: Prensa de Universidades Internacional, Inc. Madrid: Aguilar. Ver también Spitz, R.A. (1946). Hospitalismo; un informe de continuación sobre investigación descrita en volumen I, 1945. El Estudio Psicoanalítico de Niño, 2, 113-117.

[1] Ver Recomendación 7ª del Informe del Defensor del Pueblo sobre Centros de Protección de Menores con trastornos de conducta y en situación de dificultad social. Pág. 406, en el que se recomienda que las administraciones públicas intensifiquen las medidas de prevención.

[1] Informe del Defensor del Pueblo Op.Cit.: Recomendación 9ª. Pág. 405.

[1] Autores relevantes en este tema como Ross y Fabiano, 1985. Guasch, 1996. Spivack, 1976. Platt y Shure, 1976 y 1982. Martínez y de Paul, 1993 Barahal y otros, 1981. En Guasch, M. 1998: 96. Autores citados en Bernardo Ortín (2003). Los niños invisibles. Barcelona: Octaedro. Pág. 67ss.

[1] Informe del Defensor del Pueblo (Op.Cit.: Pag 237) en el que se habla de la necesidad del consentimiento del menor para su ingreso en estos centros. Ver también las Recomendaciones 14 y la 22 referidas a la misma cuestión.

[1] Néstor Sánchez, 2017. Co-Director del Curso de Psiconeuroinmunología. Organizado e impartido por Regenera. Clíniques de Psiconeuroinmunología. Barcelona. Material multicopiado.

[1] Leo Pruimboom es introductor de la Psiconeuroinmunología clínica en España. Defendió su tesis doctoral sobre este tema el 30 de enero de 2017 en el Centro Médico Universitario de Groninga (Países Bajos).

[1] Ver la obra de Carlos Pérez: Paleovida (2012). Barcelona: S A Ediciones B. En este excelente libro se hace una propuesta práctica nutricional basada en la Psiconeuroinmunología capaz de influir y mejorar la salud de las personas en general.

[1] Consultar www.sinAzucar.org indica gráficamente la cantidad de azúcar que ingerimos con distintos alimentos industrializados de consumo cotidiano.

[1] Consultar la obra de Xavi Cañellas y Jesús Sanchis: Niños sanos, adultos sanos (2016). Barcelona: Plataforma Editorial. En la que explican la importancia cuidar la salud de la infancia desde una perspectiva Psiconeuroinmunológica sólidamente fundamentada.

[1] Ver el excelente trabajo de Oscar Miralles: ¿Juegas? Tesis Tahúr: (2017). Edit. Bubok Publishing.

[1] O. Miralles. Op. Cit. Pág. 28.

[1] Pablo Fernández Christlieb, en Oscar Miralles (Op. Cit.).

[1] Reis B. Vidal: Licenciada en CCAFE (Ciències de la Activitat Física i l’Esport) y en Psicopedagogía, Diplomada: Maestra especialista en Inglés y Pedagogía Terapéutica. Con una actividad laboral de 20 años de experiencia: Colegios ( CEIP), Institutos( IES), Escuela de Adultos (FPA), PDI Universidad de Valencia y Formadora de profesorado en activo por el  CEFIRE. Jugadora Internacional de Balonmano. Título Entrenadora Nacional.

[1] Sedentarismo, obesidad y salud mental en la población española de 4 a 15 años de edad. Revista Española de Salud Pública. Inactivity, Obesity and Mental Health in the Spanish Population from 4 to 15 Years of Age. Autores: Arturo Rodríguez-Hernández (1), Ernesto De la Cruz-Sánchez (2), Sebastián Feu (1) y Raúl Martínez-Santos (3). (1) Universidad de Extremadura. (2) Universidad de Murcia. (3) Universidad del País Vasco / Euskal Herriko Unibertsitatea.

[1] Almagro Valverde, S.; Dueñas Guzmán, M.A. y Tercedor Sánchez, P. (2014). Actividad física y depresión: revisiónsistemática / Physical activity and depression: a systematic review. Revista Internacional de Medicina y Ciencias de la Actividad Física y el Deporte vol. 14 (54) pp. 377392. Http://cdeporte.rediris.es/revista/revista54/artactividad472.htm.

[1] Artículo citado por Reis Vidal, muy actual, publicado en 2017: Effect of classroom-based physical activity interventions on academic and physical.

[1] Héctor Tejedor y Juan Alejandro Guardeño son maestros de karate para niños y adultos del Club Ni Sente Nashi en La Eliana. Provincia de Valencia (España). Son además entrenadores de Mónica Hernández, medalla de bronce del Campeonato mundial de Karate celebrado en septiembre de 2017 en Treviso (Italia).

[1] Ver el siguiente enlace para un desarrollo más exhaustivo de los beneficios de la práctica del Karate. http://www.gimnasiookinawa.com/articulos-karate/por-que-practicar-karate.php

[1] El profesor José Baeza pronunció una conferencia en el Club Ni Sente Nashi en L´Eliana (Valencia-España) sobre la Historia del Karate, el 14 de octubre de 2017. Material multicopiado.

[1] Ver Artículo de Perry, BD Incubated in Terror: Neurodevelopmental Factors in the ‘Cycle of Violence’ In: Children, Youth and Violence: The Search for Solutions (J. Osofsky, Ed.). Guilford Press, New York, pp 124-148, 1997.

[1] Ver mi propio Artículo ¿Por qué llamamos fin a los propósitos?. Publicado en la Revista Jot Down. Monográfico: El Fin. Marzo de 2017.

[1] Felix Castellanos y Anabel Esteve son los responsables de la Escuela Tan Tien, centro emblemático en Valencia, en el que se enseñan y practican disciplinas como el Tai Chi y Chi Qung.

[1] Consultar el libro: Los Órdenes del amor. Bert Hellinger (2001). Barcelona: Herder. Excelente obra que presenta la Psicogenealogía.

[1] Dykstra, I. (2007): El alma conoce el camino. Constelaciones familiares con niños y jóvenes. Barcelona: Obelisco.

[1] Trinidad Ballester es codirectora de ZenTre. Espacio de salud integral en Valencia.

[1] Norbert Elías. (1989): El proceso de la civilización. México: Fondo de Cultura Económica.

[1] Howard Gardner: (1994). Estructuras de la mente. La teoría de las inteligencias múltiples. México: Fondo De Cultura Económica

[1] Niels Peter Rygaard (2008): El niño abandonado. Barcelona: Gedisa.

[1] Bernardo Ortín. Cuentos que curan (Op. Cit.): Capítulo III: Hechizos y antídotos.

[1] Journal of the American Medical Association Vol 284 26 de julio de 2000. Ver también la Revista Discovery Salud. Nº 65. Octubre de 2004: Artículo: Los tratamientos médicos son ya la primera causa de muerte. Otros estudios la sitúan como la tercera causa.

[1] Informe Sindic de Greuges. Op. Cit. Recomendación nº 11.

[1] Procesos citados por Anne Ancelin Schützenberger en su obra ¡Ay mis ancestros! (2002) . B. Aires: Edicial. Págs. 90 a 94.

[1] Bandler, R.; Grinder, J. (1994): La estructura de la magia. Vols. I y II. Santiago Chile: Cuatrovientos.

[1] Jung, C.G. (1969): El Hombre y sus Símbolos. Madrid: Ed. Aguilar. Pág. 168.

[1] Ver Haley, H. Y Madanes, C. En Madanes, C. (1982): Terapia familiar estratégica. B. Aires: Amorrortu. Ver también el trabajo de Salvador Minuchin y colaboradores (2000): Pobreza, institución, familia. B. Aires: Amorrortu. También: El arte de la terapia familiar (2006) y Técnicas de terapia familiar en 2008. Estos dos últimos en Barcelona: Paidós

[1] Boszormeny-Nagy et al. (1994): Las lealtades invisibles. B. Aires: Amorrortu

Deja un comentario